¿Cómo de mal le podría ir a la inversión en acciones?💣​🥵​

La inflación en EE.UU. ha sido mucho más alta de lo que los economistas esperaban. Ahora más inversores están preocupados por la posibilidad de que la Fed reaccione de forma exagerada, subiendo tanto los tipos de interés que lleve a la economía y la inversión en acciones a la temida recesión. Por ello, el banco de inversión Goldman Sachs ha analizado hasta dónde podría llegar la situación para la inversión en acciones estadounidenses.

¿Qué tan mal se ve la situación para la inversión en acciones estadounidenses?🕵️​

Los inversores esperaban que la inflación de EE.UU. hubiera dado un giro y empezara a relajarse este verano, pero en junio sólo se calentó más la situación. Un número creciente de ellos apuesta ahora a que la Reserva Federal de EE.UU. (la Fed) subirá los tipos de interés un punto porcentual la próxima semana para seguir tratando de combatir la inflación.

 

La vertiginosa subida de los tipos de interés de la Fed ha afectado negativamente a la inversión en acciones estadounidenses. Fuente: Datos Macro Expansión

La expectativa de crecimiento para la inversión en acciones estadounidenses se contrajo un 1,6% en el primer trimestre del año. Las previsiones actuales sugieren que no volverá a contraerse en el segundo trimestre evitando por ahora una «recesión técnica». Pero la preocupación de los inversores es que la subida de los tipos de interés vaya a arrastrar el endeudamiento y el gasto, y empuje a la economía a una recesión en cualquier caso. En otras palabras, una recesión parece casi inevitable.

¿Qué significa esto para las empresas estadounidenses?🧭​

Según el análisis de escenarios de Goldman, los beneficios de las empresas del S&P 500, medidos por el beneficio por acción (BPA), caerían un 11% en 2023 en comparación con el nivel de 2022. Eso si la inversión en acciones estadounidenses se contrae modestamente el próximo año, es decir, si se produce una recesión moderada. Goldman ve un 30% de posibilidades de que se produzca una recesión en EE.UU. en el próximo año y un 50% en los próximos dos años. Sin embargo, la Fed está dispuesta a hacer subir estas probabilidades.

 

Histórico de probabilidad de entrada en una recesión de las economías avanzadas. Fuente: Goldman Sachs Investors Research

Para ponernos en contexto, en las ocho recesiones de EE.UU. desde 1970, los beneficios de la inversión en acciones del S&P 500 han caído una media del 14%. Una caída del 11% en los beneficios sería coherente con una modesta contracción de la economía. Goldman estima que los ingresos de las empresas del S&P 500 se mantendrán bastante estables en una recesión, pero que la reducción de los márgenes de beneficio sería la responsable del descenso del BPA.

 

Previsión de BPA para los siguientes 2 años para el SP500. Fuente: Goldman Sachs Investment Research

En cuanto a las industrias individuales, la inversión en acciones de sectores cíclicos suelen experimentar las mayores pérdidas de beneficios en una recesión. Esto significa que la inversión en acciones de consumo discrecional, industriales y de materiales probablemente se verán afectadas. Por otro lado, la inversión en acciones de sectores defensivos justifican su nombre. Los servicios públicos, la sanidad y los productos básicos de consumo suelen aumentar sus beneficios durante las recesiones. Esta vez, algunas empresas de consumo básico no tendrán tanta suerte. La elevada inflación ha hecho crecer sus costes, lo que significa que los márgenes de beneficio y, por tanto, los beneficios, probablemente caerán.

¿Qué significa esto para la inversión en acciones estadounidenses?⚖️​

En el escenario de recesión de Goldman, el S&P 500 caería hasta los 3.150 puntos a finales de 2022, lo que supondría un descenso del 17% respecto a su nivel actual. Si el banco está en lo cierto, veríamos una caída de precios «de pico a valle» del 34%. Esto es peor que la media histórica de la recesión del 30%, pero está en línea con la media de la caída del mercado bajista desde la Segunda Guerra Mundial. Para contextualizar, la previsión actual de Goldman sobre el S&P 500 para finales de año es de 4.300, es decir, un 14% más que los niveles actuales.

 

Los dos escenarios del S&P 500 para finales de 2022 según Goldman Sachs

¿Qué oportunidad tenemos aquí?🎰​

Lo que está claro es que, en una recesión, la inversión  en acciones de sectores defensivos tienden generalmente a generar los mejores resultados. Y si cada vez más inversores creen que se avecina una, entonces es posible que ya esté aquí en lo que respecta al mercado de valores. Por lo tanto, es posible que movamos nuestra inversión en acciones estadounidenses hacia los sectores de servicios públicos, salud y productos básicos de consumo. Hay innumerables fondos cotizados en bolsa (ETF) que nos pueden ser de ayuda, pero estos tres son los que mejor rentabilidad nos pueden ofrecer: el Vanguard Utilities ETF (VPU), Vanguard Health Care ETF (VHT) y Vanguard Consumer Staples ETF (VDC).

 

Pero el beneficio relativo superior que pueden ofrecernos estos sectores quizás nos decepcione, ya que podrían caer en términos absolutos. Una forma de intentar generar un beneficio absoluto es hacer nuestra inversión en acciones o ETFs de empresas o sectores defensivos y ponernos en corto en el S&P 500. De este modo, nos beneficiaremos de la diferencia de rentabilidad entre ambos. 
Facebook
Twitter
LinkedIn
WhatsApp
Telegram
Categorías